Del mirador del Duque al de Pena do Castelo (Sober)

Si quieres entender qué es la viticultura heroica (aquí puedes leer más sobre ella), esta prodigiosa ruta entre viñedos te ayudará. En la Ribeira Sacra el paisaje lo ha modificado la mano del hombre desde hace siglos, y a los romanos hay que agradecerles su empeño en los buenos vinos, que nos ha regalado ese trazado increíble de viñedos casi verticales que bajan desde lo alto hacia el Sil. Os aseguro que, si tenéis vértigo, asomaros a algunos de estos viñedos os va a costar.

DSC_0031

La ruta es lineal y tiene alrededor de cuatro kilómetros, ocho entre ir y venir; os llevará unas dos/tres horas. No es difícil, todo el camino se hace por las cuidadas pistas de los viñedos, pero hay alguna subidita que otra. Llevad agua: solo encontraréis un riachuelo para que beban los perros 1 km antes de llegar a Pena do Castelo.

La senda comienza en el mirador del Duque, uno de mis favoritos de todos los de la orilla lucense de la Ribeira Sacra. Es fácil aparcar y hay un merendero, así que podéis llevar la comida y comer allí al regresar de la aventura senderista.

La ruta no tiene pérdida: está perfectamente señalizada. Hay pequeños cartelitos de madera y flechas azules y amarillas en los tramos donde puede haber despistes. Antes de llegar a Pena do Castelo atravesaréis un pequeño bosquecito, donde hay un riachuelo, volveréis a la pista de los viñedos y a partir de ahí ya empezaréis a subir hacia el mirador de Doade. Si tenéis tiempo, una vez que hayáis subido a la Pena do Castelo, y aunque exija desviarse un poco de la ruta, bajad a ver los castaños milenarios (están en la ruta al mirador que parte desde Doade, podéis verla aquí).

DSC_0072

Desde el mirador de Pena do Castelo volveremos por donde hemos venido hacia el del Duque, en un recorrido que os parecerá diferente a la ida y a la vuelta. Es un camino espectacular, que serpentea sobre el Sil y que os dejará sin aliento muchas veces, y no solo por las cuestas ;). La maravilla que es la Ribeira Sacra está concentrada en estos 4 kilómetros: vistas increíbles del río, paisajes de viñedos, los cañones del Sil….

Cuando volváis al mirador del Duque volved a asomaros aunque ya lo hayáis visto al iniciar la ruta: dependiendo de la hora, la luz modifica notablemente la vista.


Cómo llegar:
para acceder al mirador del Duque debéis tomar la carretera que une Monforte y Castro Caldelas (hay una entrada directa desde la N-120). Seguidla y, en cuanto veáis el cartel que separa el concello de Monforte del de Sober id atentos: el desvío está poco después a la izquierda. Desde ahí, seguid las indicaciones hasta que os encontréis, tras una pronunciada bajada, el mirador. Si vais desde Doade, encontraréis el desvío al mirador a mano derecha. Si queréis hacer la ruta desde el mirador de Pena do Castelo tenéis que ir a Doade y seguir las indicaciones hacia Adega Algueira: la senda comienza justo antes de llegar a la bodega.

Cerca de aquí: Miradores de Bolmente/ Monte de O Marroxo/ Ruta Ponte da Boga-Castro Caldelas

2 thoughts on “Del mirador del Duque al de Pena do Castelo (Sober)

Deja un comentario